Búsqueda personalizada

martes, 8 de septiembre de 2009

La dureza del artisteo



Como aficionada a los conciertos que soy siempre he sentido curiosidad por las horas y horas que los grupos que adoramos pasan en la furgoneta. Cuando su trabajo deja de ser algo espectacular para convertirse en lo más parecido al del resto de los mortales.

Cuando pensamos en un trabajo tedioso y aburrido desde luego el último que se nos viene a la mente es el de nuestra banda favorita. Pero no todo es farándula y espectáculo. No todo son halagos y aplausos. Para llegar a tener todo eso hay que viajar mucho y pasarse muchas y muchas horas sentado en la furgoneta que te lleva de un sitio a otro.

Por eso el post del blog de rne donde La Habitación Roja describe su monotonía de los viajes del grupo me ha gustado. Me ha gustado ver como no todo es tan bonito como nos lo pintan o como, desde fuera, nos lo pintamos nosotros mismos.

Ponteloscascos colabora con AI